REINICIO

Iniciar es comenzar, reiniciar volver a comenzar, reiniciar o reinicio es una palabra que oímos a menudo y se ha convertido en un término “familiar” para todos nosotros.

Si entras en internet y buscas palabras que tengan el mismo significado que reiniciar encontrarás: recomenzar, retomar, reemprender, reanudar, proseguir, continuar, restablecer, reactivar, entre todos esos “sinónimos” solo recomenzar y restablecer lo son, las demás no expresan la necesidad de comenzar de nuevo, muy al contrario, señalan que continuamos con lo que estamos haciendo.

Si reinicio deberé comenzar otra vez desde el principio, si reemprendo, reanudo o retomo no necesito volver al principio, simplemente continuaré desde el punto en el que me había quedado, esto es progresar.

Mientras escribía han aparecido en mi cabeza imágenes de competidores de carreras verticales (Towerruning), esas competiciones en las que los atletas suben por las escaleras de edificios como el Empire State Building.

Imagina que eres uno de estos atletas, estás participando en una carrera vertical y cuando llegas al piso 80 encuentras a una de las personas del equipo de organización de la prueba que te para y te dice: “Ahora cuando acabemos de hablar puede usted elegir entre continuar o reiniciar…” ¿Qué elegirías?

En nuestra vida tomamos decisiones constantemente, cuando suena el despertador decidimos si nos levantanos o seguimos 5 minutos más en la cama, si vamos a realizar un viaje debemos decidir si lo haremos en transporte público o utilizando nuestro vehículo, etc.

Todas nuestras decisiones tienen consecuencias aunque es muy poco habitual tomar decisiones sobre asuntos que puedan llegar a condicionar el resto de nuestra vida porque la mayoría de nuestras decisiones se pueden rectificar muy fácilmente a la vista de cómo se vayan desarrollando los acontecimientos.

Pero también es cierto que hay determinadas pautas que han demostrado su efectividad y no podemos ignorar si queremos ir disfrutando progresivamente de una vida mejor, una de las más claras es no gastar todo el dinero que ganamos.

Y esto es aplicable a tu economía personal, a las cuentas de tu negocio si eres autónomo o de una sociedad si te ocupas de su gestión, es imprescindible poner a buen recaudo una parte del dinero que ganamos con nuestro trabajo, porque si no lo hacemos así pasaremos toda nuestra vida reiniciando y creo que empezar todos los meses de una vida sin ningún recurso es el peor panorama que podemos imaginar para nuestro futuro.

En la mitología griega se habla de un rey, un tal Sísifo, que fue castigado por Zeus a empujar una piedra enorme cuesta arriba por una ladera empinada, pero antes de que alcanzara la cima de la montaña la piedra siempre rodaba hacia abajo y Sísifo tenía que empezar de nuevo desde el principio una y otra vez.

Los comportamientos humanos resultan sorprendentes, nosotros no necesitamos a un Dios que nos imponga un castigo, somos capaces de distraernos olvidando que trabajamos y ganamos dinero para lograr vivir cada día un poco mejor.

Si quieres nuestra ayuda estamos aquí para colaborar contigo, para analizar iniciativas que puedas considerar interesantes, para proporcionarte información útil que te ayude a tomar decisiones razonadas que te permitan mejorar tu vida.

En SEL-DEK disfrutamos ayudando a otras personas para que puedan vivir más tranquilos, puedan darles a sus hijos la mejor educación, en definitiva, para que con nuestro apoyo consigan vivir un poco mejor cada día.

Somos profesionales independientes y trabajamos todos los días con un objetivo, mejorar la situación económica de las personas que nos piden ayuda.

¿Tienes alguna duda? ¿Necesitas ayuda para mejorar tu situación financiera?

Escríbenos y nos pondremos en contacto lo antes posible.

Comparte en redes sociales

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on google
Google+
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Share on print
Print

Deja un comentario

Cerrar menú
×
×

Carrito